Hoy os desgranamos lo que nos ha traído el primer capítulo de la última temporada de Game Of Thrones (Juego de Tronos)

Acaba de salir y lo vamos a ir comentando casi en directo por eso de ser los primeros. Parece que… ya está aquí el invierno (por fin, han tardado más de dos años y medio).

Yo siempre que empieza, me miro los nombres y busco el de Emilia Clarke (sí, voy buscando a los dragones)… y sí, parece ser que sí que sale, y Kit Harington y demás habituales.

Las primeras escenas nos llevan a Arya Stark, que ya saben que es un poco más psicópata… y ya desde el principio vemos que esta temporada va a ser espectacular, con grandes ejércitos prepatrando la lucha: tenemos a casi todas las facciones representadas y, sí… ¡salen los dos dragones que le quedan a Daenerys!

Game of Thrones. Temporada 8. Capítulo 1

Tras años vagando por esos mundos de dioses y monstruos, la casa Stark por fin está reunida, ahora junto a La Madre de Dragones y Tyrion a su lado, convenciendo a Invernalia que los Lannister lucharán a su lado.

Tenemos espacio para volver con todos, incluso los Greyjoy, que llegan desde el mar, aunque la gran atracción maligna sigue siendo Cersei Lannister, que se ha quedado sin pelo, pero sigue siendo dando miedo en el Trono de Hierro. Obviamente, la chica no para de urdir intriga por doquier a pesar de su supuesto pacto.

Game of Thrones. Temporada 8. Capítulo 1

Hacía tiempo que lo recalcábamos, peor los dragones son ya la gran atracción de la serie, y en este ocasión tendremos a alguien más que a Daenerys montando a uno. Parece ser que la chica se ha echad un novio que al fin le hace tilín y encima se la arregla montando… dragones.

El capítulo incide entre las discrepancias entre Sansa y su hermano Jon Snow y, ya saben, las novias no siempre son bien recibidas en el seno familiar (aunque vengan con  dragones).

El capítulo transcurre en su mayor parte en Invernalia y nos muestra a los personajes con un ritmo muy pausado, todo preparando la gran batalla contra los Caminantes Blancos. Eso sí, tenemos una sorpresa con Jon Nieve que no vamos a desvelar, pero que seguramente hará cambiar su relación con la Madre de Dragones.

Al final tenemos una escena truculenta llegada en forma de mensaje del Rey de la Noche (por cierto, el único actor que nos hizo algún spoiler).

Nada, un capítulo un poco a la espera, en la que no nos parece faltar nadie y nos vuelve a introducir a los personajes a la espera de la gran batalla, que será sin duda el foco de atracción de esta octava y última temporada de Game of Thrones.

Nos deja con toda la intriga y no revela mucho. Suponemos que en el segundo nos espera (como siempre o no), una gran sorpresa de ésas que la HBO tanto acostumbra.

Reseña
SSeries
85 %
Fantasía
85 %
Martin Cid es novelista y autor de diversos libros que incluyen novelas, ensayos y relatos. Entre ellos encontramos: Editor de este medio. Fumador, bebedor y persona de mal vivir.

4 COMENTARIOS

Deja un comentario