westworld_tv_series_title_card

Westworld, la serie de televisión creada por Jonathan Nolan y Lisa Joy, ha sido sin duda la gran protagonista de estos meses en la televisión. Con la emisión del capítulo titulado The Bicameral Mind finaliza una historia apasionante que nos pone en la carne de los robots contra los humanos en un parque temático muy particular.

Westworld es la sensación de la temporada, sin duda. Como siempre, la HBO ha hecho que se disparasen los rumores en cuanto a su argumento y las teorías en cuanto a la trama. La serie está basada en la película del mismo nombre dirigida por el mismísimo Michael Crichton (sí, el novelista de Jurassic Park) y está protagonizada por la guapísima Evan Rachel Wood y Andrew Wyeth, y cuenta con las actuaciones estelares de Anthony Hopkins y Ed Harris (que hace un papel de ésos que le gustan y se nota en pantalla).

El argumento, y sin desvelar la trama en sí, es sobre un parque temático en el que se recrea el salvaje oeste al que los humanos pueden viajar para allí vivir aventuras y demás. Está habitado por androides y cada cual representa su papel hasta que, un día, la cosa se tuerce y los androides deciden que ya no son tan robots como nos había parecido en un principio.

El último capítulo ha sido el mejor de la serie (parece que la HBO se ha quitado por fin la manía de hacerlo todo en el penúltimo) y la estructura es genial. Me ha encantado cómo se han resuelto las tramas en un capítulo brillante y espectacular, que nos deja un buen sabor de boca de una primera temporada prometedora que amenaza con ir a más.

Muy recomendable si no la habéis visto. La serie del año por el momento (al menos en lo que a entretenimiento se refiere). Unos 12 millones de espectadores de media (espectacular). Eso sí, muy probablemente tendremos que esperar hasta el 2018 para ver la segunda temporada de esta magnífica serie.

Informó (o algo así), Verónica López.