buscando_a_eimish-635668114-large

Lucas (Óscar Janeada) se levanta un día y Eimish (Manuela Vellés) le ha dejado (me suena, sí). Lucas emprende un viaje para recuperarla por los lugares comunes que han conformado su relación.

La película se narra en flashbacks con una muy original estructura espacio-temporal, en la que se confunden lugares y tiempos y los protagonistas se encuentran en un universo onírico a la vez que real. Sí, es el mundo de los sentimientos y del pasado que regresa para conformar el futuro que está por nacer. Emish es la figura central sobre la que giran los personajes y no sabemos en realidad quién es Emish (sí, una mujer, ¿llegamos alguna vez a conocerlas?). Lucas está confundido pero pronto reconocemos en su mente la verdadera razón de la ruptura y la conciencia inequívoca que desencadena esto.

Buscando a Emish es una metáfora sobre el tiempo y las relaciones humanas y las mentiras y el transcurrir tiempo y su inexorabilidad. El planteamiento cinematográfico es excelnte en cuanto a la fotografía y la cámara, que juega con nosotros para perdernos constantemente en este flashback que se torna futuro y las mentiras que no dijimos y que nos reconocemos mintiendo.

Mentiras como escribir como quien no somos como nacer como morir o tratar de vivir eternamente a través de un nombre que no existe, ¿Elena? Tal vez la ficción que Emish se plantea sobre su propia vida sea más real y el mundo, dentro de una película, dentro de un libro, dentro de un poema o en el profundo interior de una botella, tenga más sentido.

Su página web: http://www.buscandoaeimish.net/

Recomendada.

Trailer Oficial Buscando a Eimish